Fundación Mujeres convoca el III Concurso literario contra la violencia de género

La violencia que sufren las mujeres no solo es física. La dependencia económica de sus parejas y la desigualdad de salarios en los trabajos también forman parte de los maltratos que sufren. Para poner el foco en este tipo de violencia de género, la Fundación Mujeres convoca el III Concurso de microrrelatos “Los cuentos claros contra el machismo económico”.

Solo cuando la violencia de género llega a sus última consecuencias, cuando atenta contra las vidas o la integridad sexual de las mujeres, los medios de comunicación informan sobre esos casos. Pero hay otro tipo de violencia que muchas mujeres sufren a diario y pasa desapercibida porque no deja marcas. Lo más perverso del machismo económico es que incluso cuando una pareja se separa, el maltratador puede seguir ejerciendo su control dejando de aportar la manutención de los hijos o dejando de pagar el alquiler o la hipoteca para provocar el desahucio.

La violencia económica se expresa como “todas aquellas acciones u omisiones del agresor que afectan la supervivencia económica de la víctima. Se manifiesta a través de limitaciones encaminadas a controlar el ingreso de sus percepciones económicas, así como la percepción de un salario menor por igual trabajo, dentro de un mismo centro laboral”.
Si tienes una historia que contar, envía tu microrrelato hasta el 25 de noviembre. Podrás participar en la categoría escolar, para menores de 18 años, o en la categoría general con un relato que no supere los 1.200 caracteres. Mientras esté abierta la convocatoria, podrás ir leyendo los microrrelatos que van llegando en este blog.
En este enlace puedes ver un vídeo con un ejemplo muy ilustrativo de lo que significa sufrir violencia económica, La Champions, donde un hombre exhibe su poder para someter a su pareja. También es violencia la negación de manutención de las hijas y los hijos cuando se rompe la pareja y la madre se hace cargo de ellos sin ayuda. Y como ejemplo de la desigualdad de salarios por igual trabajo, un problema que traspasa fronteras, un grupo de actrices de Hollywood han levantado la voz para exigir cobrar lo mismo que sus compañeros de reparto.
Gabriel Tuch, defensora de la mujer de la Procuraduría de Derechos Humanos (PDH), explica que “la violencia económica se da en el marco de las relaciones desiguales de poder donde principalmente los hombres son los que cometen este delito con el fin de mantener el control sobre la mujer”.
¡Contamos con tu participación!
Para más información consulta el siguiente enlace:

Si te interesa este contenido, ¡compártelo!