Sudán del Sur permite a sus soldados violar a las mujeres como forma de pago de su salario

El Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos ha emitido un informe en donde se relata la cruda realidad que están viviendo, en especial, las mujeres de Sudán del Sur, donde están siendo utilizadas como contraprestación para los combatientes. Y es que tanto los rebeldes como el propio gobierno, están permitiendo a sus milicianos violar a las mujeres como parte de su salario.

Además de este tipo de pago en especie, Naciones Unidas denuncia que las violaciones sexuales están siendo usadas de forma masiva como arma de guerra, además del asesinato y el pillaje. De abril a septiembre de 2015, en Unidad, que es solo uno de los diez estados que componen el país, se registraron más de 1.300 denuncias por violación. Podría ser solo “una instantánea del total real”.  Zeid Ra’ad Al Hussein, el nuevo Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, dijo en un comunicado de prensa que la escala de violencia sexual es especialmente alarmante en este lugar, donde las mujeres y las niñas son utilizadas como un “bien” con el que pagar a los combatientes.

Según relata Naciones Unidas, “fuentes fiables indican que los grupos aliados del Gobierno están siendo autorizados a violar a mujeres como pago de sus sueldos, pero los grupos de oposición y las bandas criminales también están atacando a las mujeres y las niñas. El nivel y los tipos de violencia sexual, principalmente por parte de las fuerzas gubernamentales SPLA y las milicias afiliadas, son descritos con detalles devastadores y brutales, toda vez que hay una actitud trivial y calculada por parte de los que asesinan a los civiles y destruyen propiedades y bienes.

Según investigadores de Naciones Unidas, “una mujer le dijo al equipo de Naciones Unidas que le habían desnudado y violado cinco soldados delante de sus hijos en una carretera, y luego le violaron más hombres en el bosque”. Otra mujer cuenta que “fue atada a un árbol después de que su marido muriera y tuvo que ver cómo su hija de quince años era violada por diez soldados”. El informe también recoge con detalle otras violaciones, cometidas mayormente por las fuerzas gubernamentales, las cuales incluyen casos de civiles incendiados vivos o descuartizados.

El Alto Comisionado ha dicho que se trata de uno de los panoramas más horrorosos a nivel mundial, pero que sin embargo, está pasando prácticamente desapercibido en la comunidad internacional.

El conflicto estalló en diciembre de 2013, cuando el presidente Salva Kiir acusó a su ex vicepresidente Riek Machar de querer derrocarlo. Desde entonces, más de 2,3 millones de personas han abandonado sus hogares, mientras que decenas de miles han muerto. Sudán del Sur es el país más joven del mundo, ya que se independizó en julio de 2011 tras décadas de conflicto.

 

Fuentes:

Si te interesa este contenido, ¡compártelo!

TwitterFacebookGoogle+LinkedInGoogle BookmarksFlipboardEmailPrint