La canción “Un violador en tu camino”: desde las calles hasta el Parlamento de Turquía

Por Lilia Volina – Equipo de voluntariado del Observatorio de Violencia

Un grupo de diputadas turcas cantó el 14 de diciembre en el Parlamento la canción Un violador en tu camino” del colectivo chileno Las Tesis, convertida en un himno global contra la violencia machista.

Ataviadas con pañuelos de color violeta, aproximadamente 20 representantes del partido socialdemócrata CHP y del partido de izquierdas HDP realizaron la acción, dando palmas y golpes en las mesas para marcar el ritmo y  portando las fotos de las mujeres asesinadas en el país.

La diputada Sera Kadigil tomó la palabra y se dirigió al ministro del Interior, presente en la sesión, para recriminarle que “Turquía es el único país en el que hay que tener inmunidad parlamentaria para poder interpretar la canción de Las Tesis”.

Se refería a lo ocurrido antes, cuando la Policía turca dispersó una manifestación de centenares de mujeres que se habían congregado en Estambul para representar esta canción. Al acabar de cantar una versión en turco de la canción, la Policía requisó el megáfono a las manifestantes que optaron por repetir la canción en su versión original en español, pero ya sin medios técnicos. Según explicó un agente a las coordinadoras, la Policía considera inaceptable la letra de la canción. En aquella ocasión fueron detenidas siete activistas.

Según Reuters, datos no oficiales compilados por un grupo de derechos humanos local muestran que los hombres asesinaron a 440 mujeres en Turquía el año pasado, más del doble que en 2012, cuando Ankara aprobó una ley para proteger a las mujeres. A día de hoy, Turquía no cuenta aún con estadísticas oficiales sobre los feminicidios.

En Turquía, la violencia machista está muy presente en el debate político, con los colectivos feministas y de izquierdas acusando al gobierno, conservador, de no atacar las raíces de la violencia y de mantener un discurso patriarcal.

“Nuestra intención era llevar al Parlamento la voz de aquellas a las que, mediante el gas lacrimógeno y los palos, se les ha impedido cantarla en la calle, reprimiéndolas por orden del ministro de Interior”, explica a EL PAÍS la diputada Aysu Bankoglu. 

Para más información, consulta los siguientes enlaces:

Si te interesa este contenido, ¡compártelo!