La Brecha Global de Género – Reporte 2020

El Foro Económico Mundial -FEM, realiza anualmente un informe sobre la brecha global de género, para el informe del 2020, analizó 153 países en su progreso hacia la paridad de género, enfocándose en cuatro temas principales: participación económica, logros educativos, salud y empoderamiento político.

En el informe, se habla del progreso de algunos países en algunos de los cuatro temas, por ejemplo, 35 países ya han logrado la igualdad de género en materia educativa, y se espera, que todos los países lo logren dentro de 12 años, progreso que se debe en gran medida a los avances que han tenido los países en desarrollo. En cuanto a la salud, 48 países encuestados han alcanzado una igualdad casi total.

No obstante, algunas otras áreas, según el informe, tomarán mucho más tiempo para igualarse. La participación económica y las oportunidades de las mujeres retrocedieron este año, sólo algunos países se han acercado a la igualdad en éste tópico, y el mundo necesitará 257 años más para lograrlo por completo, teniendo en cuenta que, un poco más de la mitad de todas las mujeres adultas están en el mercado laboral, en comparación con el 78% de los hombres. En él, se destaca la urgencia y el llamado a la acción global, puesto que al ritmo actual de cambio, llevará casi un siglo, logar la paridad.

La brecha de género en la representación política también está rezagada, ningún país ha cerrado completamente esta brecha y, a nivel mundial, se necesitarán aproximadamente 95 años para alcanzarla.

Analizando todas las áreas que el informe presentó, se pronostica que tomará unos 99,5 años lograr la igualdad de género a nivel global.

La brecha por regiones

En América Latina y El Caribe, se ha cerrado con un 72,1% la brecha de género, por lo que el FEM indica que la región tardaría unos 59 años en alcanzar la igualdad de género. Entre los países que cubre este documento, Nicaragua es uno de los mejores, ocupando el puesto 5 en la clasificación mundial, detrás de los países nórdicos. Le siguen, Costa Rica en el puesto 13, Colombia en el 22, Trinidad y Tobago en el puesto 24 y México en el 25. Los países peor clasificados en equidad de género según este reporte son, Brasil en el puesto 92, Paraguay en el 100, Belice en el puesto 110 y Guatemala en el 113.

Europa occidental tiene la brecha de género más pequeña, seguida de América del Norte, América Latina, y El Caribe, Europa del Este y Asia Central. Las regiones que tuvieron un peor desempeño son Asia-Pacífico, Medio Oriente y África.

Hay que tener en cuenta que la tasa de desarrollo de un país, no equivale en ningún momento a una mejor clasificación en la igualdad de género, un ejemplo de ello es Asia Oriental, donde Japón ocupó el puesto 144 de los 153 países, con Corea del Sur en el 127 y China en el 106. Estos países, aunque tienen puntajes altos en áreas educativas, lo que se refleja es un fuerte énfasis cultural en el rendimiento en la escuela y puntajes bajos en otras áreas de igualdad, como el empoderamiento político y económico.

En India, la brecha económica sigue siendo particularmente profunda, ocupando el puesto 112 en la escala global. Solo alrededor del 25% de las mujeres están en el campo laboral, en comparación con el 82% de los hombres, una de las tasas más bajas del mundo. Además, cuando trabajan, su ingreso estimado es solo alrededor de una quinta parte del ingreso de los hombres. En cuanto al criterio de salud, India ocupa el puesto 150, debido a la violencia generalizada, el matrimonio forzado y la discriminación.

Según el informe, no se ofrecen suficientes oportunidades iguales a las mujeres y los recursos invertidos en la igualdad, y siguen existiendo normas y creencias culturales fuertes que dictan el papel de la mujer en el hogar y la sociedad, lo cual indica, que estas brechas en el trabajo y la remuneración probablemente provienen de una variedad de factores institucionales y sociales.

No existe un país que haya alcanzado la absoluta equidad de género, pero por varias razones, Islandia podría ser el que más se acerca. Por los últimos nueve años consecutivos, Islandia ha ocupado el primer lugar en el índice Global de Brecha de Género del FEM. Este país ejerce la voluntad política para emplear medidas activas en cuestiones de género que contribuyen a reducir las brechas de género, algunos ejemplos de ello, es que desde el 2000 otorga nueve meses de licencia para quienes tengan un hijo o hija, tres meses para la madre, tres para el padre y otros tres compartidos.

Además, desde el 2013, hay una cuota de género que exige la presencia de mujeres en las juntas directivas de las empresas, indicando este reglamento que, en las altas instancias de las organizaciones debe haber una conformación de representación de al menos un 40% de cada género. Además, según este reporte, el porcentaje de mujeres que trabajan es del 83,2%, casi igual al de los hombres que es de un 87,5%; y el porcentaje de mujeres que asiste a la educación secundaria es del 89,2%, superior al de los hombres que es de un 86,3%, cuestiones y medidas, que entre otras, permiten que siga obteniendo el mejor puntaje dentro del Informe Global de Género.

Para más información, consulta los siguientes enlaces:

Si te interesa este contenido, ¡compártelo!